.- Las estadísticas son frías, pero detrás de ellas, hay difíciles historias personales a cerca del suicidio en el mundo, sin embargo, el Centro Universitario de la Costa amplió sus servicios a través del Centro de Estudios Especializados en la Familia (CEEFAM) desde el año de 1997, brindando permanentemente atención psicológica a la comunidad del CUCosta, además que, a partir del 2018, inició funciones la Clínica de Atención Psicológica (CAP).

Durante la rueda de prensa, que fue en la sala de juntas de Rectoría, el pasado viernes, encabezada por el Doctor Jorge Téllez López, Rector del CUCosta, dejó muy en claro “el objetivo es reforzar con estrategias para prevenir el suicidio”.

Nuevamente, al referirse al lamentable fallecimiento de la alumna del cuarto semestre de la carretera de Derecho, Galilea Monserrat Rizo de la Rosa, el Doctor Jorge Téllez, dijo, “Bueno, el suicidio es una línea de investigación que tiene la autoridad correspondiente, la muerte fue determinada por asfixia, por un agente opresor en el cuello, de acuerdo a los resultados brindados por el Servicio Médico Forense”.

Reconoció que hay trabajo por hacer, eventos como este, son lamentables, los cuales nos indican, que debemos seguir construyendo protocolos, y mejorando los existentes, así como los programas que puedan desestimar a quien quiera privarse de la vida, como el desafortunado hecho que hemos enfrentado y no logramos evitarlo.

De igual manera, el Doctor Jorge Téllez, añadió “siempre hay elementos que anuncian focos rojos, algunos se atienden. En el caso de Galilea Monserrat, fue atendida, hay veces que no encontramos resultados positivos y siguen ocurriendo lamentables hechos”.

Aclaró, en la Red Universitaria, es un tema muy relevante, no es un tema aislado del Centro Universitario de la Costa. Durante este año, afuera de la escuela vocacional en la zona metropolitana de Guadalajara, un joven intentó arrojarse de un puente, por fortuna estudiantes, evitaron la tragedia.

Otra alumna, se quitó la vida, en el Politécnico, fue en el mes de julio del 2018, otros tres jóvenes universitarios se quitaron la vida, dos del Centro Universitario de Ciencias de la Salud y uno más en el Centro Universitario de Arquitectura y Diseño.

“El suicidio, es un conflicto que va más allá de la institución, incluso es un fenómeno provocado por la desarticulación social. Es una respuesta de la violencia. Estamos actuando, lo estamos frenando, tenemos que reflexionar y mejorar las condiciones de atención, de hecho, se han atendido diversos casos de acoso (bullyng), a fin de poder dar la atención debida en el área correspondiente”, puntualizó el Rector del CUCosta.

Cada vez se acumulan más focos rojos, con relación al tema, precisamente por ello, es necesario desarrollar un programa más fortalecido. Tuve la oportunidad de cruzar palabra con el Doctor Ricardo Villanueva Lomelí, Rector General de la Universidad de Guadalajara, quien va en el mismo sentido de preocupación. Tenemos que revisar protocolos y programas, además de fortalecerlos.

La atención para este tipo de problemas, que están asociados a problemas emocionales, se deben de fortalecer, con hábitos saludables, atención psicológica, etc.

“Tenemos que reflexionar, en donde hemos fallado, que no estamos atendiendo, reflexionar sobre el fenómeno con bases científicas, con bases administrativas.

Es un tema también de inversión pública, tenemos que generar infraestructura, profesionales, cuadros de atención, que permita resolver el problema. Esto no compete solamente a la institución, compete a un programa realmente social, en donde la institución es parte dé.

Tenemos que mejorar los protocolos, la organización, la atención, incluso el tiempo. Todo esto deberían de ser acciones preventivas”, concluyó.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *