.- Debido al nuevo descenso en las ocupaciones hoteleras durante esta quincena de abril y el mes de mayo, al menos la mitad de los trabajadores operativos en los hoteles empezarán a descansar -sin goce de sueldo- dos o tres veces a la semana, dicho de otro modo, están ganando menos.

Es una de las principales estrategias que ha implementado el sector hotelero, ante la drástica caída en las ocupaciones desde el inicio de la segunda quincena del mes, afectados por una serie de decisiones que cerraron la llave de los visitantes de Estados Unidos, quienes sostenían la endeble mini temporada alta 2020-2021. De acuerdo a algunos hoteleros consultados por este medio, el personal operativo, entre el que se encuentran camaristas, maleteros, stewards, meseros, cantineros, técnicos y ayudantes en general están trabajando cuatro o cinco veces a la semana, con una reducción considerable en sus sueldos, la intención, de acuerdo a los representantes, es evitar despidos masivos.

Testimonios de empleados de hoteles, constatan que la ocupación hotelera se cayó al 40 por ciento o menos en la mayoría de los establecimientos que tienen como tope de aforo el 66 por ciento; sin expectativas de mejorar hasta el verano, por lo que se decidió comenzar con la estrategia de los descansos solidarios, lo que implica tener dos o tres descansos a la semana, y la consecuente reducción de los pagos quincenales.

Un par de meseros consultados por este medio, comentaron que en hoteles de la zona norte del puerto el trabajo disminuyó de forma considerable desde el pasado fin de semana, justo a un par de días de la entrada en vigor del requisito para norteamericanos de mostrar una prueba Covid-19 negativa antes de regresar a los Estados Unidos.

Nos dijeron que los gringos ya no iban a viajar en los próximos días o semanas, que iba a bajar el trabajo y que teníamos que descansar tres días, por lo que nos están rotando entre todos para no despedir a nadie, pero así ganamos menos, ya que las quincenas son bajas y propinas casi no hay con los pocos turistas mexicanos, dijo uno de los entrevistados.

Otra opción, de acuerdo a un steward, consultado, es la de hacer “otras chambas”, de manera que en algunos hoteles han pedido a los trabajadores que realicen acciones de limpieza, de mantenimiento o de capacitación a otras personas, aunque no les corresponda, pero es una opción que nos están proponiendo, algunos que saben de oficios lo pueden hacer, pero muchos otros no pueden o no quieren.

La situación luce complicada, ya que los hoteleros consideran que la ocupación no se recuperará sino hasta marzo o abril, una vez que más norteamericanos estén vacunados, y que sientan la confianza para viajar y presentar el requisito de la prueba Covid-19 negativa aquí, entre las múltiples opciones que se ofrecen en hoteles, hospitales o en el propio Aeropuerto. (RLB).


Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *